“Relato salvaje”: reclamó por su departamento, lo encarcelaron y ahora investigan su muerte

Edgardo Florentino Pérez se presentó en un fideicomiso de barrio General Paz, de la ciudad de Córdoba, y reclamó saber cuándo le iban a entregar su departamento. Con la obra parada y ejecutada sólo hasta el tercer piso, preguntó por su inmueble en el quinto “F”.Luego de varios llamados y mensajes, la tarde del 24…

“Relato salvaje”: reclamó por su departamento, lo encarcelaron y ahora investigan su muerte

Edgardo Florentino Pérez se presentó en un fideicomiso de barrio General Paz, de la ciudad de Córdoba, y reclamó saber cuándo le iban a entregar su departamento. Con la obra parada y ejecutada sólo hasta el tercer piso, preguntó por su inmueble en el quinto “F”.

Luego de varios llamados y mensajes, la tarde del 24 de octubre el hombre se desesperó.

Fue hasta la oficina y atacó con un palo a un empleado.

La esposa y un hijo de Pérez relatan que hacía tiempo que venía reclamando sin éxito ante el fideicomiso. Señalaron que le habían solicitado que entregara más dinero por la actualización de los costos, aunque sin un documento que estableciera una suma definitiva actualizada.

Tras el ataque, el hombre fue detenido y encarcelado, y falleció poco más de 24 horas después. Ahora la familia busca saber si recibió la adecuada atención médica en la comisaría y en el Establecimiento Penitenciario (EP) N° 9, que funciona como una alcaidía, donde se descompensó.

Alcaidía. El hombre fue trasladado al Establecimiento Penitenciario N°9, que funciona como una alcaidía. Se descompuso y murió. (La Voz / Archivo)

A la comisaría y a la alcaidía

De acuerdo con la denuncia, cerca de las 17.30 del jueves 24 de octubre, tras ser atacado, el empleado encerró a Pérez en el edificio. El hombre llamó a su familia para que lo fuera a buscar porque no podía salir por sus propios medios. Finalmente, un albañil lo “liberó” del edificio.

“El comisario hasta dudó en llevarlo detenido por el estado. Tenía 69 años, pero aparentaba más”, dijo a La Voz la abogada Diana Dreller, quien representa a los Pérez.

La Policía lo detuvo y secuestró el palo. El hombre quedó alojado en la seccional 13ª, pero la denuncia se formalizó en la 12ª.

La familia señaló que en ambas seccionales indicaron que el hombre sería liberado el jueves. Por sus afecciones (cinco bypass, reconstrucción de la aorta, un ACV isquémico), los allegados dejaron en la sede policial los medicamentos que tomaba.

Tenía un marcapaso y padecía una esclerosis de la arteria de la zona pectoral y de los dos miembros inferiores, con obstrucción del 100 por ciento de la rama vascular. Tomaba siete pastillas diarias. Los familiares explicaron que, al dejarle los medicamentos, no anotaron sus nombres ni registraron cómo debían administrarse.

Edgardo Florentino Pérez. Reclamaba por un departamento. (Gentileza familia Pérez)

Alrededor de las 19.30 del mismo día, lo trasladaron al hospital Tránsito Cáceres para evaluar su estado de salud.

Siempre según los familiares, no les dieron una constancia ni los motivos por el cual fue derivado.

“Según la agente que lo trasladaba, era para evaluar su marcapaso, razón que no entendimos porque para ello se necesita de una aparatología específica”, plantearon y dijeron desconocer si le suministraron los medicamentos.

Pedido a la fiscalía

Al día siguiente por la mañana, un abogado de Pérez pidió en la fiscalía “agilizar” los trámites para que se lo prontuariara y fuera liberado rápidamente.

Los familiares denunciaron que Carlos Stodart, secretario de la fiscalía del Distrito 3 Turno 4, a cargo de Claudia Palacios, se excusó de recibirlos “por estar ocupado” .

“Así como está puesto (en la denuncia), es inexacto. Dejaron la diligencia (para ‘agilizar’ el trámite de liberación) y se retiraron. Se impartieron todas las directivas que correspondían”, respondió Stodart a este diario.

Posteriormente, Pérez fue trasladado al EP N° 9 (al lado del hospital Misericordia), donde los familiares indicaron que sólo les dejaron ingresar dos de los siete medicamentos. El EP 9 depende del Ministerio de Justicia de Córdoba.

La pareja de Pérez, Silvia Alejandra López, manifestó que él necesitaba su medicación. Por eso, decidieron llevarle otra partida de medicamentos porque no tenían rastros de los entregados el día anterior. En ese sentido, desconocen si se las administraron en tiempo y forma.

El abogado de Pérez planteó sus dudas sobre si el hombre sobreviviría al estrés de la situación.

Un jefe de seguridad de la alcaidía le comentó que, según la secuencia registrada por una cámara de vigilancia, Pérez se desplomó de la silla mientras veía televisión. Fue trasladado al hospital Misericordia, donde finalmente falleció el sábado, a las 21.30. Según esa autoridad, recibió la medicación a las 19.

Los familiares denunciaron que no les entregaron sus pertenencias ni el pastillero, y que tampoco les informaron la razón por la que no había sido liberado antes.

Su familia presentó una denuncia para saber si recibió la adecuada atención médica bajo la custodia oficial y si, además, lo revisó un médico del Poder Judicial antes de ingresar en el EP9. Según el secretario de la fiscal Palacios, a Pérez “lo revisó un médico del Poder Judicial”.

“Queremos saber si estaba en condiciones en estar en la alcaidía, quién ordenó que se lo alojara ahí o si correspondía un hospital. Queremos saber si recibió la correcta atención médica”, indicó la abogada Dreller, quien presentó una denuncia para que se investigara la eventual responsabilidad que le pudo caber a alguien en la muerte.

El fiscal del Distrito 1 Turno 2, Guillermo González, investiga los hechos previos a la muerte, y su par, Horacio Vázquez, indaga la disputa entre Pérez y el empleado del fideicomiso. González ordenó el secuestro del sumario y analiza el video. Resta conocer el resultado de la autopsia para determinar la causa de la muerte.

Edición Impresa

El texto original de este artículo fue publicado el 11/11/2019 en nuestra edición impresa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *