Instituto, un equipo con mucho corazón: el balance de la primera rueda

Los institutos de cardiología seguro recibirán en las próximas horas varias solicitudes para chequeos desde la zona de Alta Córdoba y barrios aledaños. Es que atreverse a ponerse la camiseta de Instituto y llegarse un día de partido al Monumental para ver a la Gloria es obtener un certificado de que vas a sufrir. Aunque,…

Instituto, un equipo con mucho corazón: el balance de la primera rueda

Los institutos de cardiología seguro recibirán en las próximas horas varias solicitudes para chequeos desde la zona de Alta Córdoba y barrios aledaños.

Es que atreverse a ponerse la camiseta de Instituto y llegarse un día de partido al Monumental para ver a la Gloria es obtener un certificado de que vas a sufrir. Aunque, claro, cuando Instituto gana todo ese sufrimiento se disfruta. Se agradece. Se abraza.

Ayer, Instituto le ganó 2 a 1 a Almagro (por la fecha 15 de la Zona B de la Primera Nacional) uno de esos partidos en los cuales el corazón termina bombeando a un ritmo frenético. Ya no quedan uñas y los minutos no corren. Los relojes están detenidos.

Para muestra basta una jugada: minuto 90 del partido y tiro libre para Almagro. El DT Esmerado hace el gesto que “vayan todos” y su arquero Cristian Limousin corre hacia el área.

Hace apenas unos días, Instituto fue noticia nacional porque justamente un arquero, el de San Martín de Tucumán, Ignacio Arce (encima, exjugador de la Gloria) le metió un cabezazo agónico para empatarle el partido.

Y, claro, todos vieron una película (de terror) que se iba a repetir.

Otra vez, Instituto no iba a poder cerrar un encuentro favorable como ya le pasó varias veces en esta Primera Nacional 2019/20 y estallará la bronca. Zabala dejará de ser “rubio y de ojos celestes” para ir oscureciendo su figura y el cierre de año será tétrico.

Pero no… en ese último centro los rezos y los pedidos al cielo escuchan a la Gloria, que despeja la pelota como puede y siente el sonido tan ansiado: el silbatazo del juez Jorge Broggi que dice que sí. Que ganó. Que terminó el año 2019 con un triunfo. Y que, si tiene un poco de suerte y se dan algunos resultados, se clasificará a la Copa Argentina 2020. El primer objetivo.

Entonces, sí, hay abrazos largos en las tribunas y en la cancha. Y una sensación de que terminó el sufrimiento. Ese hermoso sufrimiento que significa ser de Instituto.

Ahora llegará el turno de descansar, aunque todos se fueron preguntando día y hora de la primera fecha de la segunda rueda, ante Villa Dálmine. Pero eso será el año que viene.

Nadie daba $ 2,50

Se cierra esta primera rueda y no hay que olvidarse que cuando este Instituto comenzó a gestarse los presagios llegaban al unísono: “Armaron un equipo para irse al Federal”. La dirigencia se la jugó ratificando a un DT de la casa como César Zabala y se buscó darle lugar y respaldo a lo propio.

Y no ha sido fácil transitar estos 15 partidos. Hubo sinsabores, aprendizajes, caídas y levantadas.

Pero el Albirrojo termina quinto en la tabla y con 20 puntos, sabiendo que podría tener varios más por algunos partidos increíbles que dejó escapar.

“Nadie daba 2 pesos con 50 por este equipo cuando arrancó todo esto”, dijo Zabala días atrás. Y es real, es así.

Las apuestas daban todas en contra porque no llegaron refuerzos de “cartel o renombre”, aunque eso no asegura nada.

Pero sí la Gloria ha logrado formar un equipo, que está unido y demuestra compromiso. Que seguramente tiene falencias y carencias, pero sostiene una idea de juego y una intención que ha llevado a que sea elogiado por varios de los rivales que ha tenido en el certamen. Claro que esos elogios no suman en la tabla de posiciones, pero sí a la idea, a lo que se pretende. El Albirrojo tiene una zaga fortalecida, con Agüero-Erpen; un patrón en el medio como Juan Sills, un número “10” que juega a otra cosa (Damián Arce) y un delantero en estado de gracia como Bajamich.

Con eso, le alcanza para estar con vida y de pie en el cierre del 2019. Tenía que ganar y lo hizo para tener un fin de año en paz.

El corazón de Instituto aguantó, aguanta y seguirá aguantando. Porque, como cantan sus hinchas, para ser de la Gloria “tenés que estar enfermo”.

Las tablas

Resultados 

Posiciones

data_art_4473990_1575254659.jpg
whatsapp_image_2019-12-01_at_18.26.53_1575254659.jpeg
whatsapp_image_2019-12-01_at_18.37.03_1575254659.jpeg

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *