En algunos empleos creció la demanda por el Covid-19

La irrupción de la pandemia del Covid-19 y la cuarentena dispuesta para paliarla sacudieron por completo el mercado laboral de Córdoba y, en los últimos días, impusieron un nuevo cuadro de “debe” y “haber”.Así, la demanda de ciertos empleos, en su mayoría de media calificación, se disparó al punto de tener a consultoras y reclutadores…

En algunos empleos creció la demanda por el Covid-19

La irrupción de la pandemia del Covid-19 y la cuarentena dispuesta para paliarla sacudieron por completo el mercado laboral de Córdoba y, en los últimos días, impusieron un nuevo cuadro de “debe” y “haber”.

Así, la demanda de ciertos empleos, en su mayoría de media calificación, se disparó al punto de tener a consultoras y reclutadores trabajando durante el fin de semana y los feriados.

A contramano, la necesidad de otros puestos se desplomó completamente y abrió gran preocupación e incertidumbre sobre la continuidad del empleo en sus modalidades más flexibles en muchos sectores. Hotelería y metalmecánica son dos de los más afectados en Córdoba. Esa fue la situación que describieron de manera coincidente directivos de empresas de recursos humanos y de trabajo eventual que operan en el mercado local: Consultora de Empresas, Adecco, Randstad y Poncio.

¿Cuáles son los perfiles más buscados del momento? En general, aquellos que trabajan en gran número en actividades exceptuados de la cuarentena. La conjunción de mayor demanda de productos (como sucedió a los supermercados), disminución de planteles laborales por las licencias preventivas y mayor rotación de turnos debido a las medidas sanitarias de seguridad obligan a muchos empleadores a salir en búsqueda de más personal eventual.

“Reclutamos para todos esos segmentos. La industria alimentaria en todas sus cadenas, desde insumos hasta la puesta en góndola de los productos: operarios, repositores, personal de logística (abastecimiento y repartidores), cajeros de supermercado y muchos enfermeros. Desde que se decretó la cuarentena tuvimos que cubrir unas mil posiciones en el país y, de ellas, entre 100 y 140 en Córdoba”, señaló Mariano Gewerc, gerente regional de Randstad.

La empresa de trabajo temporal y recursos humanos tiene unos 100 clientes locales y entre 700 y 900 empleos temporales activos, según la época del año.

Carla Cantisani, directora de Servicios de Adecco Argentina, coincide: “Los picos de altas de personal eventual se están dando en hipermercados y supermercados, no sólo cajeros y repositores de góndola sino todo lo asociado a comercio electrónico: distribución y entrega de mercaderías, reposición en planta y depósitos. También operarios de producción en industrias habilitadas de todo tipo. En salud, enfermeros, personal de atención telefónica en centrales de contención y médicos. Y perfiles de tecnología (IT), ya que la industria del software no sólo no paró su actividad sino que está dando soporte a muchos sectores en actividad”.

Cantisani subraya además que se disparó la demanda de repartidores para entregar productos a domicilio, incluso desde las app de delivery: “Ya eran nuestras clientas, pero hoy nos demandan mucho para búsqueda de repartidores”, señala.

Las 32 sucursales que Adecco tiene en el país manejan, entre otros servicios, seis mil trabajadores eventuales que en este contexto puede subir a 6.800 en el transcurso de una semana. Los clientes activos son más de tres mil.

Temor por abril

El mapa de perfiles muy requeridos se completa con trabajadores de seguridad y, sobre todo, de limpieza: demandados por todas las actividades a raíz de los nuevos protocolos de seguridad sanitaria. “Tenemos una empresa de servicios de seguridad y otra de limpieza. En ambas se nos activaron cuentas que estaban ‘dormidas’. Los sectores que trabajan quieren fortalecer ese servicio y la industria que está parada, por ejemplo, corta limpieza pero refuerza seguridad”, apuntó Alejandro Lanzaco, director general del Grupo Consultores de Empresas, firma con una base total de cuatro mil trabajadores y 370 empresas clientas en el país. Y aclaró: “En el juego de subas y bajas de demanda de perfiles, el resultado es negativo, se está parando más de lo que se activa”.

Los consultores sostienen que las empresas reconfiguran perfiles para no tener gente improductiva, y anticipan que la situación crítica se dará a fines de abril, si persiste la cuarentena obligatoria.

Incertidumbre: Nivel de actividad

El empleo, a la espera de medidas de ayuda.

Contratos. Las consultoras coinciden en que las empresas no dispusieron aún bajas importantes de personal eventual, pero analizan día a día la situación. El personal está bajo distintos encuadres. Hay contratos a término con fecha de caducidad que concluyen y otros atemporales.

Dudas y medidas. Las variables que miran las compañías en relación al empleo es qué pasa con su nivel de actividad, y cómo pueden timonear grandes caídas de ingresos y pagos de salarios. Y las medidas legales estatales que se van disponiendo. También buscan acuerdos con sus empleados: adelantos de vacaciones, acorte de jornada.

Edición Impresa

El texto original de este artículo fue publicado el 26/03/2020 en nuestra edición impresa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *