Un preso se fugó en taxi del Hospital de Urgencias

Por el hecho apartaron a los dos agentes penitenciarios encargados de custodiarlo Un preso que permanecía internado en el Hospital de Urgencias de esta ciudad se escapó ayer, pasado el mediodía y se tomó un taxi hasta barrio Santa Isabel. Los dos agentes del Servicio Penitenciario de Córdoba (SPC) a cargo de su custodia fueron…

Un preso se fugó en taxi del Hospital de Urgencias

Por el hecho apartaron a los dos agentes penitenciarios encargados de custodiarlo

Un preso que permanecía internado en el Hospital de Urgencias de esta ciudad se escapó ayer, pasado el mediodía y se tomó un taxi hasta barrio Santa Isabel. Los dos agentes del Servicio Penitenciario de Córdoba (SPC) a cargo de su custodia fueron pasados a situación pasiva por el hecho.

Jorge Darío Pereyra de 39 años, alias “Sebastián Maggiore” se encontraba internado hasta ayer, momento en el que decidió incumplir la condena que pesaba sobre él por robo calificado y se escapó, burlando la custodia de los dos agentes encargados de velar por él.

El fugitivo se tomó un taxi hasta barrio Santa Isabel. Javier Matturano, el chofer que lo llevó, relató a Universidad que fue un viaje tranquilo y que nunca sospechó de su pasajero. Al llegar a destino, el Pereyra le confesó que se había escapado: “No tengo plata. Te tengo que decir la verdad, me pire de la cana en el Hospital de Urgencias”, dijo el fugitivo según Matturano. “Ahí terminó mi viaje y me fui a llamar a la policía”, concluyó el taxista.

Con respecto a los empleados del SPC involucrados en el hecho, desde el Ministerio de Justicia indicaron que se dio intervención al Tribunal de Conducta Policial y Penitenciario, que dispuso el pase a situación pasiva de ambos. Asimismo, se realizó la correspondiente denuncia en la Fiscalía de Turno. Pereyra se encontraba internado en el nosocomio municipal y a partir del próximo viernes corría para él el beneficio de la libertad asistida.

El fugitivo está condenado por robo calificado y cumpliría su pena hasta el 15 de septiembre de 2019. Sin embargo, esta no es la primera sentencia que le impuso la Justicia al hombre, ya que en su haber se cuentan otras nueve, también relacionadas con delitos contra la propiedad. La última vez, lo declararon culpable por haber entrado a robar a una casa vacía, durante el mes de septiembre del año pasado.

En tanto, la primera vez que se enfrentó al poder judicial fue en 1996, 15 días antes de cumplir los 17 años, por lo que la sentencia quedó en suspenso. Recién a los 21 años recibió su primera condena a tres años y medio de cárcel por robo, estafa y violación de domicilio.

Pereyra también es el hijo mayor de 14 hermanos. Nació en Córdoba el 13 de abril de 1979, abandonó la escuela al terminar la primaria, a los 13 años, y comenzó a consumir drogas, según cuenta La Voz. Jorge Darío Pereyra pasó 12 de los últimos 17 años en prisión.

13 Marzo 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *