Mario Negri: “El que nos vote no dará un salto al vacío”

Mario Negri prefiere hablar de lo que considera los puntos débiles de las gestiones de Unión por Córdoba en lugar de ocuparse de su rival interno Ramón Mestre, quien será el candidato de la UCR en los comicios del 12 de mayo.En una entrevista en el programa Voz y Voto, el postulante de Córdoba Cambia…

Mario Negri: “El que nos vote no dará un salto al vacío”

Mario Negri prefiere hablar de lo que considera los puntos débiles de las gestiones de Unión por Córdoba en lugar de ocuparse de su rival interno Ramón Mestre, quien será el candidato de la UCR en los comicios del 12 de mayo.

En una entrevista en el programa Voz y Voto, el postulante de Córdoba Cambia aseguró que el mal presente de Mauricio Macri no es un lastre para la campaña y que su postulación no fue avalada por la Casa Rosada, sino por la mesa nacional de Cambiemos.

–¿Se le puede ganar al peronismo siendo parte de una oposición que competirá dividida?

–En la lógica simple del Gobierno cree que si divide reinará. Pero la sociedad cuando decide cambiar, cambia, aunque esté dividida por cuatro o por cinco. Vengo palpando en toda la provincia que hay un deseo de cambio. El Gobierno se ha dormido y perdió el GPS de la agenda de los problemas de hoy respecto de los que había cuando llegaron. Vinieron a bajar los impuestos y se están yendo con los impuestos más caros de la Argentina. Vinieron con una empresa que tenía inversiones en energía y hoy es la peor empresa gestionada de los últimos años. Pagamos la luz más cara del país. Es un gobierno que no tiene en su agenda la política ambiental. Estalló el sistema de salud en el interior provincial.

–¿Hará uso del recurso de la doble candidatura?

–Ni loco. A eso lo voy a eliminar el primer día que llegue al gobierno. El primer cambio político va a ser sacarles la incertidumbre a los cordobeses: se sabrá cuándo se vota, se termina el mamarracho de la doble candidatura. Además, vamos a consultarles a todos los cordobeses para que no haya más gobernadores y vices reelectos más de una vez, y que nunca vuelvan a ocupar ese cargo. Así se renueva la política.

–¿Cómo hará para captar votos diferenciándose de Mestre y al mismo tiempo de Schiaretti?

–Acá hay algunos que se quieren quedar y que no sólo lo demuestran, sino que ya le cambiaron el nombre al auto, pero en realidad lo que no resolvieron son los problemas que están metidos debajo de la alfombra. Y estamos los que decimos que hay que modificar la realidad y para eso hay que cambiar el gobierno.

–¿Con qué se convence a la gente para que cambie?

–Quien nos vote a nosotros no va a dar un salto al vacío. Estoy preparado, conozco la provincia, tenemos un gran equipo. No es un problema de plata. El Gobierno es obsceno con el dinero. Es un problema de confianza, de poner en evidencia los problemas de los que hablo. Se llueven los hospitales. Han inventado un puente de 2.500 millones de pesos, que me parece espectacular, pero hay que pasar con la nariz tapada. Hubieran puesto el 10 por ciento durante 20 años y tendríamos al dique San Roque color azul.

–¿Cuánto puede influir en la votación la catarata de obras que tiene para inaugurar el gobernador hasta la campaña?

–A la Circunvalación no la empezó el peronismo. Pero yo soy de los que dicen que tenemos que ir todos los cordobeses cuando se inaugure esa obra, porque la vamos a pagar nosotros y la vamos a usar nosotros. La obra no es de Schiaretti. El otro día dijo que a esa obra la había hecho con endeudamiento. Endeudarse para hacer obras es algo que puede hacer cualquier gobierno. Ahora, ellos se han endeudado en 170 mil millones de pesos y en dólares.

–El Gobierno dice que es bastante menos.

–Es porque ellos tienen un dólar paralelo con el que pagan las cuentas. Tienen un dólar Unión por Córdoba. En noviembre, habían dicho que el déficit estaba consolidado en 4.000 millones, ahora dicen que son 20 mil y no suman los tres mil de Epec, ni la deuda de Epec que son 14 mil millones. Esto lo digo con responsabilidad: no hay bomba atómica, pero esta Córdoba tiene una posibilidad de estallar cuando menos nos demos cuenta. Llevan 20 años escondiendo cosas debajo de la alfombra.

–¿Qué planes tiene para cambiar lo que cuestiona?

–Estamos trabajando en una propuesta tributaria que saque el peso sobre los que tienen que invertir. No vamos a hacer demagogia. Hay lugar para ahorrar plata.

Mario Negri. (Marcela Marbián)

–Su espacio fue elegido por la Casa Rosada para competir por la gobernación, ¿cómo se hace una campaña en momentos tan complicados para el Gobierno nacional?

–¿Por qué dicen que hemos sido elegidos por la Casa de Gobierno?

–La mesa nacional de Cambiemos se pronunció a favor de su candidatura.

–La mesa nacional de Cambiemos no es el Gobierno y lo que hizo fue arrimar un menú de encuestas en el que había una fórmula encabezaba por mí y Baldassi que era la más competitiva.

–¿Dice que ustedes no son la fórmula de Macri en Córdoba?

–Nosotros lo que hacemos es no sacarles el cuerpo a las dificultades. Sabemos que estamos en el peor momento, que la economía está en recesión y pasa enormes dificultades. Pero la política en la que yo me formé no admite hipocresías de los que se sacan selfies cuando hay viento a favor y se esconden cuando sopla en contra. Parece que en el peronismo de Córdoba nunca estuvieron con nadie: no estuvieron con Menem, no estuvieron con los Kirchner, estaban un rato con Macri.

–¿La actualidad de Macri es un peso para la campaña?

–(Macri) no está tan mal como dicen. Además, a mí me tienen que votar los cordobeses, a quienes les dijeron que Odebrecht era una empresa brillante, pero se terminó mandando a mudar. Córdoba, donde no hay cuadernos, parece la isla de la fantasía.

–El peronismo de Córdoba encendió la aspiradora y sumó a varios espacios políticos. ¿Cómo se hace para captar adhesiones extra?

–Algunas de esas fuerzas han descubierto ahora que el peronismo de Córdoba es progresista.

–Viene siendo muy crítico con el tema seguridad. ¿Qué propone para mejorar?

–Vamos a constituir un consejo provincial de seguridad conformado por todos los niveles. Tenemos que redefinir el mapa del delito. Ya estamos con los motochoros a las 10 de la noche, la gente ya no puede caminar tranquila. Me hubiera gustado que el gobernador haya dicho algo sobre el narcotráfico en Río Cuarto, que se ha cobrado ocho vidas.

–¿Vendrán Carrió, Vidal y Macri a darle apoyo en la campaña?

–No sé. No le he pedido a nadie que venga.

–¿Habló con Macri en los últimos días sobre la ruptura de Cambiemos en Córdoba?

–Yo no hablé ni una palabra sobre Córdoba con el Presidente. Yo me la banco con el lomo propio y el de todo el equipo. Lamento mucho lo que pasó. Los que arrancamos juntos, el 80 por ciento acompaña la fórmula mía y de Baldassi.

–¿Tiene temor de que una vez que oficialice su candidatura en la UCR busquen expulsarlo?

–A mi edad no tengo miedo.

–¿Hay algún pacto con Mestre para evitar agresiones durante la campaña?

–Conmigo no hace falta hacer ningún pacto, porque yo soy educado, respetuoso y discuto ideas.

Edición Impresa

El texto original de este artículo fue publicado el 20/03/2019 en nuestra edición impresa.