Los docentes exigen que se siga aplicando la cláusula gatillo

La Provincia dijo que no puede continuar con las subas salariales ajustadas por inflación Con la denominada cláusula gatillo como principal eje de conflicto, autoridades del gobierno provincial y de los gremios docentes reanudaron el martes pasado las negociaciones paritarias. Si bien no hubo avances concretos, el encuentro sirvió para definir los lineamientos que marcarán…

Los docentes exigen que se siga aplicando la cláusula gatillo

La Provincia dijo que no puede continuar con las subas salariales ajustadas por inflación

Con la denominada cláusula gatillo como principal eje de conflicto, autoridades del gobierno provincial y de los gremios docentes reanudaron el martes pasado las negociaciones paritarias. Si bien no hubo avances concretos, el encuentro sirvió para definir los lineamientos que marcarán la discusión salarial en lo que resta del año.

Durante la reunión, el Gobierno ratificó la decisión de no incluir la actualización automática de los salarios con relación al Índice de Precios al Consumidor (IPC). El ministro de Educación de Córdoba, Walter Grahovac, presente en el encuentro, adujo problemas de recaudación y la profundización de gastos ineludibles vinculados a la creciente crisis social. Al mismo tiempo, mencionó que el alza del dólar disparó costos de la obra pública e impactó en el pago de intereses y amortizaciones de deuda.

En contrapartida, los gremios manifestaron la importancia que tiene la cláusula para resguardar el poder adquisitivo de los docentes, en un contexto signado por la creciente de la crisis económica. Sin embargo, la propuesta de la Provincia se aleja cada vez más de la cláusula gatillo y se basa, según trascendió horas después del encuentro, en un esquema de acuerdo bimensual. Esto quiere decir que cada dos meses se ofrecerían aumentos fijos –por debajo de la inflación– a los más de 200.000 agentes públicos que trabajan en las diversas reparticiones provinciales.

Si bien desde el gremio admitieron la necesidad de gestionar a futuro un convenio acorde a la situación económica actual, aún resta saber qué sucederá en septiembre. De acuerdo a la interpretación de la Unión de Educadores de la Provincia de Córdoba (UEPC), el convenio sellado a principios de año avala la posibilidad de cobrar el gatillo este mes. Desde la Provincia advirtieron que el acta refleja que el beneficio se pagaría hasta agosto inclusive y que los sueldos de septiembre en adelante deben ser revisados según la marcha de la recaudación.

La UEPC se pliega al paro y marcha al Panal

La profunda crisis económica y la decisión del gobierno de Córdoba de no incluir la cláusula gatillo dentro de las negociaciones paritarias motivó a la UEPC a adherir al paro nacional decretado por la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (CTERA). De esta manera, los docentes cordobeses no concurrirán hoy a sus lugares de trabajo y se movilizarán hacia El Panal al mediodía.

En un comunicado de prensa difundido ayer, la UEPC exigió que se respete el acta salarial firmada con la Provincia de Córdoba, la continuidad de la cláusula gatillo para todo el año 2019 y la resolución de los conflictos provinciales. Finalmente, el gremio docente aludió a la crisis que atraviesa Chubut y recordó a las trabajadoras Cristina Aguillar y Jorgelina Ruiz, quienes murieron el martes mientras volvían de participar de una manifestación contra las autoridades de la provincia del sur. 

19 Septiembre 2019