Detectan dos nuevos casos de Covid en Ezeiza y ya son 15 los pasajeros que llegaron enfermos al país

Triple testeo de los pasajeros que retornan al país. Antes de subirse al avión que viaja hacia Argentina, al llegar al aeropuerto de Ezeiza y una tercera prueba a siete días del arribo (además del aislamiento obligatorio en el domicilio para prevenir cualquier margen de error). Pero la situación no es la misma si el…

detectan-dos-nuevos-casos-de-covid-en-ezeiza-y-ya-son-15-los-pasajeros-que-llegaron-enfermos-al-pais

Triple testeo de los pasajeros que retornan al país. Antes de subirse al avión que viaja hacia Argentina, al llegar al aeropuerto de Ezeiza y una tercera prueba a siete días del arribo (además del aislamiento obligatorio en el domicilio para prevenir cualquier margen de error). Pero la situación no es la misma si el hisopado en Ezeiza arrojó un resultado positivo.

Desde el comienzo de las restricciones y mayores controles a las personas que ingresan al país desde Brasil, Chile y México, que arrancaron este fin de semana, 15 pasajeros dieron positivo en coronavirus, según informó la Directora Nacional de Migraciones, Florencia Carignano. Doce fueron de México: la mayoría de Cancún . Uno de San Pablo. Dos de Miami.

“Hoy empezamos a testear a los pasajeros de todos los vuelos. Los últimos dos casos se detectaron esta mañana en uno procedente de Miami (American Airlines). No se reportaron casos en el de Santa Cruz de la Sierra que llegó 14.31. A las 20.30 se espera uno de Asunción”, dijo la funcionaria.

María Par, una de las pasajeras del vuelo procedente de Miami, explica: “Bajamos del avión en grupos de a 50 personas para formar una fila y completar una declaración jurada en la que nos preguntan nuestro número de asiento y si en los últimos 14 días estuvimos en alguno de los tres países cuyos vuelos fueron suspendidos por el Gobierno. Pagué $2500 el test, me hisoparon y entre unos 30 y 40 minutos me dieron el resultado. Ahora me tomo un taxi derecho a mi casa”. Para Florencia y Federico no tuvo mucho sentido el control. “La gente se aglomera a la salida”, se quejaban. “Además, es una medida a destiempo. Se debería haber tomado el año pasado”.

Como el primer positivo es de antígeno (una prueba más rápida y sencilla), tanto el pasajero como sus contactos estrechos son trasladados a otro sector, una carpa frente al aeropuerto donde funciona el centro de testeo covid19. “Allí, les practican otro PCR (cuesta $4000) que se envía al laboratorio para que realice la secuenciación genómica”, explican desde Migraciones.

Se los aísla preventivamente en los hoteles de sanidad que se acordaron con Ciudad (forman parte de los alojamientos designados por el gobierno para hospedar a los contagiados) hasta que el Malbrán determine de qué cepa se trata. Si es la de circulación comunitaria que ya está en Argentina, puede cursar el tiempo restante de la enfermedad en su domicilio, hasta recibir el alta médica.

Sin embargo, si está infectado con las variantes nuevas (Manaos o la de Gran Bretaña), deberá continuar aislado en ese hotel hasta que la autoridad sanitaria diga lo contrario. A los pasajeros que estaba sentados en las filas de los costados, delanteras o traseras, se les hace un seguimiento especial.

Reprogramaciones de vuelos La Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) comunicó el sábado que todos los vuelos internacionales que fuesen aprobados a partir del lunes 29 de marzo de 2021, serán reprogramados para los mismos días pautados, pero en diferentes horarios.

El objetivo es reducir frecuencias. La modificación apunta exclusivamente a generar una distancia entre cada arribo de alrededor de ciento veinte minutos. La medida, según explicó la ANAC en un comunicado oficial, es “un mero reacomodamiento y redistribución de los vuelos a efectos de dar cumplimiento con las medidas sanitarias correspondientes”.

Leo Carbia (44) y Fran Klein (33) se conocieron en el estacionamiento del aeropuerto de Ezeiza. Uno arribó a las 6 AM desde Mar del Plata y el otro 3 AM desde Benavídez. Unidos por el desconcierto de que el vuelo que compartirían rumbo a Madrid, de Iberia, haya sido suspendido sin previo aviso.

“Hace dos años que no visito a mi familia porque lo programado en 2020 se canceló. En diciembre decidí ir y los pasajes (con vuelta dentro de dos meses) los compré en febrero. Ahora, me entero de que el vuelo se canceló cuando pisé Ezeiza y ni siquiera me dejaron entrar al aeropuerto con el frío que hacía a la madrugada. Lo curioso es que en la app y en la web sigue figurando activo a las 13.20”, se lamentaba mientras esperaba a que abriera el mostrador para pedir explicaciones.

Su compañero agrega: “Esperamos que no se nos venza el plazo del PCR. Yo hago escala en Madrid para despegar hacia Berlín. Quiero retomar el viaje que había iniciado el 20 de febrero del año pasado con un voluntariado en Sudáfrica donde cuidaba monos”.

GS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA