Violencia de género: la Corte Suprema recibió más de 10.000 denuncias durante la pandemia

En el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer, la Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema de Justicia de la Nación (OVD) difundió un informe sobre denuncias durante la pandemia: desde marzo de 2020 y septiembre de este año recibieron 10.919 denuncias. Las oficinas de la OVD estuvieron…

violencia-de-genero:-la-corte-suprema-recibio-mas-de-10.000-denuncias-durante-la-pandemia

En el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer, la Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema de Justicia de la Nación (OVD) difundió un informe sobre denuncias durante la pandemia: desde marzo de 2020 y septiembre de este año recibieron 10.919 denuncias. 

Las oficinas de la OVD estuvieron abiertas todo este tiempo a pesar de las restricciones de circulación, justamente porque denunciar violencias era una de las causas justificadas para moverse. Una vez ingresadas las denuncias y realizado el informe de riesgo, que puede ser alto, medio o bajo, la OVD deriva los casos a la justicia penal y/o civil, o a otros organismos.

En el 78 % de los casos en los que intervino la Justicia Civil se dictaron prohibiciones de acercamiento de los agresores. En el 68 % se prohibió el contacto telefónico o por vías digitales, y en el 27 % se suministró un botón antipánico a las personas afectadas, entre otras medidas de protección que pueden combinarse.

A 13 años de su creación, la OVD lleva atendidos un total de 124.930 casos, con un proceso en el que intervienen profesionales de distintas disciplinas y que demanda cerca de dos horas de entrevistas. La violencia psicológica se dio en prácticamente todos esos casos (96%), mientras que la física representó el 61% y la violencia simbólica el 47%.

En cuanto al tiempo de maltrato que sufrieron las mujeres que denunciaron a sus parejas o exparejas por primera vez, las estadísticas de la OVD hablan de una media de entre 5 y 6 años. El 45 %, sin embargo, lo hizo antes de los dos años de iniciado el vínculo.

Seis años para denunciar

Sobre estos datos, Clarín habló con la responsable de la OVD, Analía Monferrer. 

-¿Por qué no baja la violencia de género?

-Muchas de las personas que estudian estos temas señalan como aspecto esencial el poder recibir una educación igualitaria para modificar los patrones socioculturales de conducta que favorecen las situaciones de violencia. Mientras esto no ocurra, seguiremos presenciando hechos de violencia contra las mujeres. Es necesario difundir en forma permanente información acerca de cuáles son las características de los hechos. En particular, de violencia doméstica, siendo la más insidiosa de las violencias contra las mujeres, según Naciones Unidas. Respecto de estos hechos, es importante brindar información para que las personas puedan detectar las alertas en forma temprana y poder realizar la denuncia inmediatamente.

-¿Por qué denunciar no garantiza terminar con la violencia?

-Porque la denuncia se realiza, muchas veces, luego de haber transitado un largo período de tiempo siendo víctima de violencia. Un dato que tenemos en la Oficina de Violencia Doméstica y que consideramos muy importante, es el del tiempo promedio en el que una mujer adulta toma la decisión de hacer la primera denuncia contra su pareja o ex pareja. Los datos de la oficina nos dicen que el promedio es de casi 6 años. Es decir, una mujer es víctima de situaciones de violencia doméstica, en promedio durante casi 6 años, antes de tomar la trascendente decisión de acudir al Estado para denunciar lo que le está pasando. El conocer este dato sirve, tanto para entender cómo funciona el círculo o espiral de violencia que es lo que impide a las mujeres, muchas veces, salir de esa situación; como también saber cómo responder desde el Poder Judicial cuando debe adoptarse una decisión, ante una denuncia. Ese círculo o espiral de violencia, que hace que los hechos de violencia se vayan repitiendo a lo largo del tiempo, es lo que en muchos casos, permite que la violencia continúe y la mujer quede entrampada en ese círculo. Por eso es tan importante la capacitación de quienes trabajamos en el sistema judicial, y que la Corte Suprema la lleva adelante desde hace años, a través de la Oficina de la Mujer. Es fundamental el apoyo del Estado a través de las agencias ejecutivas para acompañar a la víctima, para que pueda sostener la denuncia y cortar el vínculo con el agresor.

-Las mujeres no confían en la justicia…¿Qué debería hacer el poder judicial para cambiar esta sensación?

-Hace diecisiete años, la Corte Suprema de Justicia de la Nación, tomó la decisión de brindar un acceso directo a justicia para las víctimas de violencia doméstica. Lo hizo a través de la puesta en marcha de la OVD. Esta oficina comenzó a prestar funciones en el año 2008, luego de un proceso de análisis de la situación, y de la discusión acerca del mecanismo más eficiente para mejorar la respuesta del Poder Judicial. Eso se logró desde el primer día. Las medidas de protección se adoptan dentro de las 24 horas de recibida la denuncia en la oficina. Las respuestas mejoraron pero todavía hace falta mucho trabajo para cambiar la imagen que se tiene del poder judicial y por eso es tan importante contar con datos. La Corte Suprema tiene Datos Abiertos sobre la atención de casos en la Oficina.  (http://datos.csjn.gov.ar/group/violencia-domestica). Esta política de la Corte se completó, en el año 2009, con la creación de la Oficina de la Mujer que se dedica, entre otras, a la introducción de la perspectiva de género a través de la capacitación y sensibilización sobre el tema, dirigida a juezas, jueces, funcionarias/os y empleadas/os del Poder Judicial.

-¿Por que le diría a las mujeres que deben denunciar?

-Que se animen a pedir ayuda. Si no pueden hacerlo al Estado, que por lo menos lo cuenten a sus familiares y amigas, para que puedan ayudarlas. Es importante que puedan construir sus redes de apoyo y contención para que cuando estén listas para hacer la denuncia, cuenten con ellas. Deben saber que si se presentan ante la Oficina de Violencia Doméstica, las recibirá un equipo interdisciplinario que escuchará su relato, labrará una acta, evaluará el riesgo y hará la derivación a la autoridad judicial que corresponda para que se tomen medidas de protección.

Mirá también

Mirá también

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA