En el cierre de la gira, Alberto Fernández se reunió con Emmanuel Macron con el foco puesto en la guerra en Ucrania

En el cierre de su gira europea, con el foco puesto en la invasión de Rusia a Ucrania y el impacto que la guerra genera a nivel global por la suba de precios de los alimentos, el presidente Alberto Fernández se reunió este viernes con su par de Francia, Emmanuel Macron, con quien se comprometió…

en-el-cierre-de-la-gira,-alberto-fernandez-se-reunio-con-emmanuel-macron-con-el-foco-puesto-en-la-guerra-en-ucrania

En el cierre de su gira europea, con el foco puesto en la invasión de Rusia a Ucrania y el impacto que la guerra genera a nivel global por la suba de precios de los alimentos, el presidente Alberto Fernández se reunió este viernes con su par de Francia, Emmanuel Macron, con quien se comprometió a unir esfuerzos para detener el conflicto.

Fernández arribó al Palacio del Eliseo minutos antes del mediodía parisino. Macron lo esperaba en las escalinatas y la Guardia Republicana ofreció una marcha militar mientras el jefe de Estado cubrió el recorrido desde el auto hasta el encuentro con su anfitrión. Tras un abrazo efusivo, sonrisas y un breve intercambio, se acercaron a la prensa para realizar una declaración conjunta previa a la reunión.

Fernández llegó a la cumbre alertando que las sanciones económicas contra Rusia tienen efectos globales, en especial para los países más pobres. Pero durante la gira endureció su postura contra Vladimir Putin: con el canciller alemán Olaf Scholz coincidió en la “brutal agresión” de Moscú.

Alberto Fernández se reunió con Macron en París. Foto Presidencia.

Al visitarlo por tercera vez en el Eliseo (ya había estado en febrero de 2020 y en mayo pasado), el Presidente advirtió que las medidas contra Rusia “no solo repercuten en los países en conflicto: “Ha generado consecuencias en todo el mundo”.

Acaso para evitar fricciones, a pesar de haber pedido “sanciones masivas” desde que arrancó el conflicto, Macron no habló de sanciones económicas frente a Fernández en público, pero advirtió del “momento tormentoso” que atraviesa el mundo y calificó de “trágica” la situación en Ucrania por “las consecuencias de la invasión rusa” y las secuelas globales de la guerra.

Se trata, en definitiva, de una diferencia clave que tienen ambos mandatarios, que de todos modos se esforzaron por aclarar que son “amigos” y remarcar las coincidencias que tienen.

“Me resulta muy grato recibirlo”, dijo Macron, que definió a Fernández como “un actor importante del escenario internacional” y enumeró “la defensa de los derechos humanos y democráticos como objetivos compartidos entre la Argentina y Francia”. “Ahora es la ocasión para seguir construyendo el vinculo entre ambos países”, planteó.

Alberto Fernández se reunió con Macron en París. Foto Presidencia.

Luego felicitó a Argentina por el acuerdo con el FMI. Ya de cara a la bilateral que mantuvieron en el despacho del primer piso, que duró algo más de una hora, le propuso hablar de Energía, el mercado agrícola y la crisis alimentaria en Africa y Medio Oriente.

Fernández entró al Eliseo junto a los secretarios Gustavo Beliz (Asuntos Estratégicos), Julio Vitobello (Presidencia), Gabriela Cerruti (Comunicación y Prensa), Santiago Cafiero (Cancillería) y Cecilia Todesca (Relaciones Económicas Internacionales). La novedad en esta ocasión fue que se sumó la embajadora ante la Unesco Marcela Losardo, amiga y socia del Presidente. Tuvo la misión de reemplazar en la cita al embajador en París, Leonardo Constantino, quien no pudo participar por estar enfermo.

Todavía en su rol de presidente pro tempore -hasta el 1 de junio- de la Unión Europea, Macron pidió trazar “una relación cada vez más estrecha entre los continentes” aprovechando que Fernández dirige la Celac.

“Es una gran alegría estar junto a usted en Francia”, retribuyó Fernández, quien dijo esperar a Macron “pronto en Buenos Aires para poder retribuir tanto cariño y cordialidad”. Fernández, que es el primer presidente latinoamericano que recibe Macron tras su reelección, llegó con un regalo especial para su anfitrión: le trajo un Aguafuerte de Antonio Seguí, el escultor argentino que vivió muchos años en Francia.

Alberto Fernández se reunió con Macron en París. Foto Presidencia.

Fernández dijo que en su rol en la Celac trajo “la preocupación del continente” por las consecuencias económicas de la guerra y se puso “a disposición para ver en qué se puede ayudar para que el mundo recupere la. Paz”. “Estoy convencido de que el mundo necesita más proteínas, no misiles”, remarcó.

En medio de un clima cordial, Macron sorprendió al pedir Justicia y “que se sepa la verdad” sobre la muerte de Luana Bichet, la joven francesa que días atrás murió tras ser atropellada en Palermo por un taxista que había sufrido un accidente cerebrovascular.

Fernández contó que junto al ex presidente de Brasil Lula da Silva celebró “su éxito electoral en Francia” porque “trajo mucha tranquilidad al mundo”, en referencia a la posibilidad que triunfara la ultraderechista Marine Le Pen. Fue un recurso que tiene clave local: en su línea discursiva, además de apuntar contra Mauricio Macri empezó a alertar sobre el riesgo que según su visión implicaría que en Argentina gobierne una opción de “la derecha”, como Javier Milei.

De vuelta en la guerra y sus consecuencias, Fernández consideró que “no se puede seguir poniendo en riesgo la seguridad alimentaria y energética”.

“Podemos hacer algo para poner fin al ataque ruso”, insistió, en un tono más duro que el que tenía antes de su gira europea. “La paz es urgente”, completó.

Enviado especial 

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA