lunes, 15 julio, 2024
InicioPolíticaEl momento en que Sergio Massa casi llora ante Dady Brieva cuando...

El momento en que Sergio Massa casi llora ante Dady Brieva cuando le mostraron los elogios de Cristina Kirchner

«La que es nuestra jefa espiritual, una vez más, habló bien de vos», le dijo Dady Brieva, conductor del programa militante Peronismo para Todos, que se emite por C5N, a Sergio Massa, que le daba su primera entrevista televisiva desde que fue ungido como candidato presidencial por el oficialismo nucleado en Unión por la Patria. El comediante y entrevistador, acto seguido, pidió el tape del pasaje en que Cristina Kirchner le dedicó elogios al ministro de Economía, en el acto que este domingo compartieron por la inauguración, en clave de campaña, de la obra del gasoducto Néstor Kirchner. Tras ese recorte, a Massa se le quebró la voz, hizo un silencio y no lloró, pero estuvo cerca.

¿Te emocionás?, consultó a la vuelta Brieva, también casi sorprendido.

, respondió Massa e hizo una larga pausa. Había escuchado a la vicepresidenta dedicarle el «siempre vas para adelante», en el acto que se mostraron juntos en Salliqueló, con el presidente Alberto Fernández, de por medio.

La cara de emoción de Sergio Massa, durante la entrevista con Dady Brieva, su primera como candidato K. Captura de C5N

La cara de emoción de Sergio Massa, durante la entrevista con Dady Brieva, su primera como candidato K. Captura de C5N

Entonces, el candidato oficialista, tiempista del momento mediático, tomó un sorbo de agua y prometió «una breve síntesis» para explicar su emoción. «Yo venía de dos años y medio en la Cámara [de Diputados, que presidió antes de asumir en el Ministerio de Economía]. Un año y medio con la pandemia, trabajando casi a distancia, de manera remota», contextualizó. Y allí, Massa habló del que definió «el momento en que se nos derretía el Gobierno».

Hablaba de sus razones para asumir, incluso contra las recomendaciones de su entorno íntimo, en el Ministerio de Economía, lo que definió como «una responsabilidad patriótica». «Sentía que el esfuerzo que habíamos hecho en el 19, que habíamos empezado allá por el 17, de tratar de reagruparnos todos y de volver a poner en la agenda las cosas en las que creemos y que de alguna manera nos unen y nos generan pertenencia a nuestra patria, se iban desvaneciendo», explicó.

«Lo hablé con Malena (Galmarini), con mis viejos y mis hijos, que no querían saber nada. En ese momento nació la promesa que ahora cambió, con Tomás, que es la última», reveló. Y agregó: «Cuando definimos que íbamos a la síntesis, a la unidad, le escribí (a su hijo Tomás) casi pidiéndole perdón, y él que es un chico de 18 años súper maduro me dijo ‘papi, lo que te haga feliz…’. Uno tiene que hacer lo que tiene que hacer y no andar midiendo«.

En esa dirección, ya lejos de la emoción inicial y mucho más cerca de su actual tarea como ministro y precandidato oficialista, prosiguió: «Todos los días es desgastante, cuidar la estabilidad macroeconómica, controlar el gasto para que no se nos vaya, pero sin dejar de atender las cosas que nosotros sentimos. Y el gasoducto era una de las cosas que el Fondo decía ‘párenlo’, que fue en definitiva lo que pasó entre 2016 y 2019, en nombre de un menor gasto público, cuando en realidad un gasoducto es inversión».

“Para la gente es un caño… Para mí es un cambio en la matriz económica de la Argentina, porque el 65% de la energía que produce es energía térmica, quemando gas y otros productos. Entonces cuando inyectás gas barato en tus centrales baja el precio de la luz”, graficó.

En otro de los pasajes de la entrevista, el precandidato oficialista le devolvió las gentilezas a Cristina Kirchner, con quien dijo «tener mucha interacción», con la «cuestión humana» de por medio. Dijo que si hay algo que describe a la vicepresidenta, más allá de «los galardones puestos en su chaleco o traje de guerra», es su «mirada puesta en el mediano y largo plazo del país, sin la cosa de el análisis de su propio lugar y la cosa egoísta”.

Los desafíos de la nueva generación de dirigentes políticos, según Sergio Massa

Citando al expresidente Néstor Kirchner, quien «planteaba un proyecto de país como un proceso político y no en términos personales», Massa señaló qué tipo de futuro se deben plantear los dirigentes políticos que pertenecen a la «generación de tipos que hoy tienen 40 o 50» años.

“Si yo tuviera que decir cuáles son nuestras obligaciones como generación, la primera es ponerle valor agregado a todos nuestros minerales; la segunda, construirle un segundo y tercer piso al campo con biotecnología; la tercera, pensar no solamente en sacar el gas de Vaca Muerta y venderlo al mundo y a la región, sino transformarlo en fertilizantes o en energía barata para las pymes; y claramente cuarto, aumentar el proceso de participación política”, enumeró.

Dady Brieva entrevistó a Sergio Massa en su programa peronista de C5N. Captura de tevé.

Dady Brieva entrevistó a Sergio Massa en su programa peronista de C5N. Captura de tevé.

En ese último aspecto, destacó que «muchos que en algún momento se enamoraron de la política, hoy están como decepcionados y no tiene ganas de ir a votar, y su última ilusión la jugaron en 2019 con nosotros y sienten que no alcanzó. A esos los tenemos que ir a buscar. Como generación tenemos que plantearnos eso, sin importar el nombre».

“No hay que prometerle a la gente que todo se lo vamos a resolver mañana, no espera magia de nosotros, espera compromiso de trabajo y que se lo vayamos resolviendo. Tal vez hoy nuestra mayor deuda es subir el peso del salario en la participación de la distribución en la Argentina”, dijo Massa, definitivamente en modo campaña.

Sergio Massa, sobre el crédito con el FMI: «En 2018-19, el ‘tío vago’ de la familia se fue al Casino, se ‘timbeó’ y salió corriendo al Fondo»

Por otro lado, planteó cuál es su objetivo con respecto a la deuda contraída con el Fondo Monetario Internacional. «Hoy, si hay un objetivo que nos tenemos que poner es juntar los dólares para pagarle al Fondo, sacarlo de la Argentina y legislar que ningún gobierno puede ir a pedir deuda al Fondo sin tener la aprobación de tres cuartos del Congreso”, señaló.

Esa hipotética normativa, según su visión, impediría «decir ‘abrimos la ventana, tiramos la llave y se terminó esto de autoconstruirnos un cepo para financiar fuga de capitales’». Luego realizó una comparación que vino cargada con una fuerte crítica que, pese a que no lo nombró, pareció ir dirigida hacia Mauricio Macri.

«Una cosa es tomar un crédito en tu casa, para ampliar dos habitaciones o para conseguirles las computadoras a los pibes para que estudien y para que tu hijo tenga el autito para ir a la facultar, y otra es tomar un crédito para ir al Casino. ¿Qué pasó en Argentina en 2018-2019? El ‘tío vago’ de la familia se fue al Casino, se timbeó y salió corriendo al Fondo», disparó.

En este punto, volvió a aparecer en escena en la extensa entrevista el tema del gasoducto, al que utilizó para continuar con los cuestionamientos hacia el expresidente. «En 2019, él llamo a licitación diciendo que iba a darle al sector privado la posibilidad de construir, cobrar peaje, una práctica habitual en la lógica de los negocios de la familia, y de alguna manera que se financiara en el marco de una estructura de negocios financieros».

«En 2020, cuando asumimos, todo lo que era el modelo PPP, como estaba planteado, que era negocios para los bancos con obras que valían el triple, el Gobierno lo dio de baja», completó.

Macri se refirió a la inauguración del gasoducto Néstor Kirchner este domingo, pero evitó hacer mención al ex presidente. ​»La historia de este gasoducto (disculpen si no lo llamo por su nombre oficial) es otro ejemplo de las oportunidades, los millones y el tiempo que perdimos los argentinos por la obstinación del kirchnerismo de destruir cualquier cosa que estuviera hecha por nosotros», escribió en su cuenta de Twitter.

DS – ES

Más Noticias