lunes, 20 mayo, 2024
InicioEconomíaMoodys espera una crisis más profunda y una inflación superior al 275%...

Moodys espera una crisis más profunda y una inflación superior al 275% en 2024

La economía sufrirá un mayor deterioro en 2024, con una caída del 2,5% del PBI y una inflación del 275%. Ese es el pronóstico sombrío que difundió en las últimas horas la calificadora de riesgo Moody´s a partir de un informe en el que estima un agravamiento de la crisis y prevé «enormes dificultades» para el próximo gobierno.

En el marco de un crecimiento dispar en los países del G20 en medio de una desaceleración de la economía y la inflación global por la suba de tasas, el reporte indica que la Argentina y Turquía serán las más complicadas por las presiones inflacionarias y las perspectivas económicas «altamente inciertas».

«La economía argentina sigue desmoronándose y esperamos que se contraiga en 2023-24 en medio de una inflación galopante y un peso persistentemente sobrevaluado. La estabilización económica es cada vez más difícil de prever y dependerá crucialmente de las políticas del nuevo gobierno tras las elecciones de noviembre», señala.

Según la agencia con sede en EE.UU, Argentina sigue siendo uno de los casos «excepcionales» con una tasa de inflación del 138% en septiembre, que sigue acelerándose y es más del doble de la Turquía. Los precios habían subido un 124% en agosto y 113% en julio. Para el año que viene, la tasa podría duplicar a la actual.

«La rápida inflación también seguirá constituyendo un reto para Argentina, donde prevemos que la inflación media anual se acelere hasta el 275% el año próximo, a medida que se afiance un círculo vicioso de expectativas de inflación no ancladas, depreciaciones de la moneda e inflación importada», advirtió el informe.

En ese contexto, la calificadora pronosticó «un agravamiento de la crisis económica argentina, ya que la inacción del Gobierno para frenar los desequilibrios está conduciendo a un entorno económico cada vez más insostenible», y vinculó la reciente aceleración de los precios con la devaluación en agosto, tras las PASO.

Según Moodys, la compleja red de tipos de cambio paralelos y controles de capital están fomentando un bullicioso mercado negro para el peso y el empeoramiento de la inflación. Este jueves, el dólar blue se escapaba a $ 960, un salto de 70 pesos en el día que cortó la racha bajista iniciada tras las elecciones del 22 de octubre.

El informe también encendió una luz de alerta sobre la política monetaria al señalar que el banco central elevó las tasas de interés al 133% nominal anual en octubre, casi el doble que en enero, lo que sugiere que «la autoridad monetaria está perdiendo el control de la situación macroeconómica».

En cuanto al nivel de actividad, la agencia proyectó que la economía se contraerá un 3,5% este año y un 2,5% en 2024, antes de volver a un leve crecimiento del 1,5% en 2025. «Sin embargo, los resultados económicos dependerán en gran medida de la política que elija el próximo Gobierno, que asumirá sus funciones en diciembre», afirmó.

«Independientemente del resultado de las elecciones del 19 de noviembre, prevemos que la nueva administración tendrá enormes dificultades para corregir los desequilibrios fiscales y externos que sustentan los enormes retos económicos del país», concluyó el informe de Moody´s.

En un informe previo, la calificadora advirtió que un ajuste es «inevitable» sin importar quién gane las elecciones del 19 de noviembre, ya que los desequilibrios macroeconómicos y fiscales -que frenan la actividad económica, distorsionan los precios relativos y reducen el poder adquisitivo- exigen medidas.

Así mismo, según ese análisis, la probabilidad de un Congreso más dividido políticamente también influirá en la capacidad del próximo gobierno de implementar políticas que aborden estos problemas. Y alertó que las distorsiones económicas aumentan el riesgo de que se produzca un evento de crédito soberano entre 2024 y 2025.

Más Noticias